ECONÓMICO

Estudiar para dar respuesta a los retos del mundo


La universidad Zamorano enseña a sus graduados a apuntar alto con mística, disciplina y conocimientos


En Zamorano, 1.200 estudiantes, entre ellos 50 bolivianos, se forman con investigación y trabajo
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

18/08/2019

Los efectos del cambio climático, la necesidad de producir a escala comercial con mínimo impacto, la inteligencia para agregar valor a la producción de alimentos, y una larga lista de desafíos agropecuarios actuales reciben respuesta en las aulas y la práctica diaria en la prestigiosa universidad Zamorano.

Sus carreras, Ciencia y Producción Agropecuaria, Administración de Agronegocios, Agroindustria Alimentaria, y Ambiente y Desarrollo entrenan a los alumnos en la búsqueda de soluciones desde la investigación, con ingenio, disciplina y mística. Serán profesionales que apuntan alto, con liderazgo, pero también con independencia y sentido emprendedor.

“Queremos que los jóvenes de Bolivia vean en Zamorano un lugar para conocer los problemas socioambientales de América Latina y proponer soluciones”, anima Erika Tenorio, directora de Ambiente y Desarrollo.



Aprender haciendo, la máxima cotidiana de los ‘Zamoranos’, “se realiza en plantas de escala comercial, con función de producción real en cada aspecto del procesamiento de alimentos”, explica Rogel Castillo, director de Ciencia y Producción Agropecuaria, para quien el reto del cambio climático motiva a pensar sistemas agropecuarios como la agricultura de precisión.

“Formamos jóvenes con conocimientos de producción para dar valor agregado a los alimentos, y seguridad alimentaria”, asegura Mayra Márquez, directora de Agroindustria Alimentaria.

La universidad está a punto de cerrar su proceso de admisión 2019, los últimos exámenes del año, en Santa Cruz y La Paz, se tomarán este 20 de agosto. Desde 1960, un total de 386 profesionales bolivianos se titularon en Zamorano. En la actualidad, 50 bolivianos se forman en las aulas, módulos de práctica, laboratorios, campos, plantas agroindustriales y otras facilidades en sus 5.000 hectáreas de extensión.

“Zamorano forma carácter, disposición al trabajo y respuesta a desafíos. No perdemos de vista en la educación, la responsabilidad de cada actor del negocio agrícola”, afirma Raúl Soto, director de Administración de Agronegocios.



Para información sobre el último examen de admisión del año, escribe a Ana Claudia Alí, al mail representacionbolivia@zamorano.edu o al celular 76884226.



 




En esta nota